Antes que nada, de inicio no es muy fácil hacer ésta receta pero conforme la vas practicando llega a ser menos complicado. Los españoles la usan como aperitivo, cena o una rica merienda.

Lleva mucho aceite y no es nada dietética y lo peor es que es adictiva para los que aman la papa.

¡Pues adelante!

Ingredientes:

4 Papas (aprox.) medianas tirando a grandes.
5 Huevos (dependerá de tu sartén pero luego verás por ti misma las cantidades)
Aceite de oliva suficiente para freír las papas por tandas o todas de una vez según consideres.
1 Cebolla

SARTÉN
Se necesita un sartén para freír las patatas de unos 24 o 25 cms de ancho aprox. que tenga una profundidad de mínimo 4 o 5 cms. y que sea antiadherente (para sufrir menos). Con tapa.
Aquí te hemos dado cantidades aproximadas, dependerá de tu sartén, experimenta con la primera luego en la segunda ya sabrás que cantidades requieres exactamente.

PARA DARLE LA VUELTA A LA TORTILLA
En los chinos o en cualquier supermercado hay unas tapas especiales para dar vuelta a la tortilla de patata, pero si no la tienes, consíguete un plato que sea un poco mas grande de ancho que la sartén y que sea plano.

Además necesitarás:
Un bol, una espumadera (esa que se usa para sacar las frituras de la sartén).
Y un colador de acero (es para un truco ya te explicaremos)

AL LÍO:

PAPAS
Pela las papas córtalas a la mitad por la parte más larga y luego a cada parte fileteada en cortes muy delgaditos.

CEBOLLA
En juliana muy pequeña.

Pon todo junto las patatas y la cebolla, aquí tienes que decidir si vas a meter a la sartén a freír toda la patata y la cebolla o por partes, eso ya depende de como lo prefieras.

COMO FREÍR
Calienta el aceite en la sartén una vez que esté hirviendo el aceite (pon mucho), vacía la patata y la cebolla ya que estén dentro baja un poco el fuego y pon sal. Déjalas que se hagan poco a poco, Se trata de que la papa se fría pero que no se dore, no debe de quedar tostada, imaginate que vas a hacer un sofrito.

COLADOR
Aquí viene el truco del colador. Cuando tengas la patata y la cebolla friendo, pon un bol y encima de el un colador grande de ese que usas para las verduras, mete allí la patata y la cebolla ya fritas, déjalas un poco a que pierdan calor y a que escurra el aceite, verás que perderá bastante.

LOS HUEVOS
Una vez que la patata y la cebolla hayan perdido calor y aceite vacía del colador a un bowl, casca los huevos en un tazón pon sal (bastantita tomando en cuenta que las patatas no tienen sal) y revuélvelos (no los batas). Ahora sí revuelve la patata con el huevo, el truco está en no batir el huevo mucho en éste proceso.

A LA SARTÉN.
Ahora ya tienes en un bowl las patatas y los huevos y la cebolla y ya has saldo todo. Pon algo de aceite en la sartén y calienta el aceite no mucho, vacía todo el contenido de tu bowl.
Recuerda que debe de cubrir tu patata y el huevo toda la sartén y llegar hasta arriba para que tome esa forma que tiene las tortillas de patatas, gorditas y compactas.

A FUEGO LENTO
El proceso de cocción debe de hacerse a fuego lento y tapado, poquito a poquito, procura que la tapadera de tu sartén no tenga rejas y quede muy bien tapado, si tiene rejas no te preocupes pon un trapo encima para que no pierda calor.

CUANTO TIEMPO POR CADA LADO
A los 5 o 6 min destapa tu sartén, ve a ver si la vez ya casi hecha, notarás que solo falta de hacer la parte superior pero los costados ya se ven tostaditos.
DAR VUELTA A LA TORTILLA.
Pon el plato o la tapadera especial para dar vuelta a las tortillas encima de la sartén coge fuerte el mango de la sartén con tu mano derecha con la izquierda pon tu plato encima de la sartén, y toda la palma de tu mano encima de el plato haciendo presión, haz un movimiento rápido y voltea el sartén boca abajo, presiona el plato contra la sartén para que no se tire el contenido.
Ahora la tortilla ya está en el plato pon la sartén de nuevo en la hornilla o placa y acerca tu plato a el sartén, deslízalo de nuevo a la sartén. Saca la tortilla un pelín antes para que no se pase el huevo, el calor mismo de la tortilla hará que se termine de hacer.

CUIDADO
Si la tortilla al hacer el procedimiento de voltear la sartén no está ya casi hecha, se te derramará sobre el plato cuando voltees la sartén. Si dudas de ello dale la vuelta a la tortilla sobre el fregadero, si cae no tenráss que estar limpiando tu cocina.

Para que no sufras ni te acongojes de como voltearla accede a estos dos links del proceso en youtube.


La tortilla debe de quedar con una textura sedosa, cremosa, no muy hecha y las patatas muy tiernas.

¿Quieres ver más recetas? Visita nuestro apartado de recetas en Facebook